Masa de Lasagna

febrero 1, 2012 0 Comentarios En: Cocina Viva, Salados
lasagna

Con la suavidad del zuchini, y el valioso aporte en ácido linolénico (omega 3) de la chía, podemos preparar un plato gourmet con toda la vitalidad y nutrientes propios de estos alimentos sin atravesar procesos de temperaturas elevadas. Dificultad? Muy sencillo! Tiempo de deshidrtado, corto.


Ingredientes

  1. Zuchini italiano, 200 gr
  2. Oliva, 20 gr
  3. Chía, 1 cda tamaño té colmada
  4. Sal  marina o andina

Elaboración

  1. Licuar todo muy bien (las semillas de chía no se deben distinguir)
  2. Estirar sobre silicona lo más fino y parejo que se pueda (utilizar espátula, idealmente).
  3. Deshidratar a casi 60ºC 3 horas y dar vuelta. Si del lado de abajo no está húmedo,ya están. Si en cambio hubiese humedad, darlos vuelta y colocarlos sobre el enrejillado un ratito más. Estar muy atentos a que no se sequen, pues perderían la flexibilidad. Si de hecho nos pasó, probar humedeciéndolas con un dedo húmedo.

Posibles rellenos

Aquí las posibilidades son infinitas. Les sugiero tan sólo un par:

Relleno 1 : Ricota de almendras y espinacas (crudo)

  1. Poner almendras en la licuadora con muy poco agua, como para formar un crema.
  2. Licuar
  3. Colar, presionando bien a fin de quitar bastante humedad
  4. Por otro lado, cortar la espinaca en juliana
  5. Colocarla en un recipiente con jugo de limón, sal y oliva
  6. Tomar puñados, y presionar, extrayéndole el agua
  7. Reservarlas, habiendo desechhado el jugo desprendido
  8. Unir ricota y espinacas, y resctificar condimentos (sal,nuez moscada,oliva,shoyu,pimienta negra)

Relleno 2 (cocido)

  1. Cocinar dos choclos al vapor, y luego desgranarlos
  2. Colocarlos en la licuadora, junto a 2 cdas de oliva y sal. Licuar muy bien (sólo si hiciese falta porque la licuadora no es de alta rotación, agregar muy poca agua)
  3. A esta pasta se la puede unir con las espinacas explicadas en el relleno anterior, o bien con otras verduras, como ser un nituke de zanahorias,cebollas y morrones.

Armado

Una vez armada la lasagna, incluída la salsa por arriba de ella, podemos colocarla en el deshidratador no menos de una hora, así no sólo los sabores se asentarán (y por ende, acentuarán) sino que podremos servirla a una temperatura agradable.


Social



Comentarios